Evitando Regarla

por: C.A.S.A. publicada el lunes 14 enero 2019

La mejor manera de no regarla es conocer la voluntad de Dios y hacerla día a día.

Es como una cerca de protección para cuidarte de esos errores que son consecuencia al decidir mal, que lejos de solucionar, traen un conflicto mayor.

Como tratar al esposo, educar a los hijos, el hogar, que hacer cuando el sufrimiento llega, te lastiman, te fallan y pierdes la esperanza.

Mencionaré 3 puntos que serán como un mapa para encontrar un gran tesoro que son los principios de Dios, traerá paz a tu corazón en medio de una terrible noche que parece no terminar.

La primera es:
a) Su voluntad revelada: la Biblia establece normas y valores, instrucciones para la vida y la meta de ésta voluntad revelada es obedecer a Dios para que nos vaya bien. Implica conocerla, leerla, estudiarla, si no las conoces buscarás opiniones y sugerencia de personas como tu, con muy buenas intenciones, imperfectas como todos, algunas amargadas y dolidas por sus propias experiencias, que no conocen qué es lo que Dios estableció y muchas veces te apartarán del Señor y agravarán tu situación porque son guiadas por las emociones, la mayoría de ellas, rencor, dolor, envidia y vivencia anteriores que no pudieron ellas mismas solucionar.

¿Te complicas la vida sin saber que Dios ya tiene una respuesta para tu problema?

b) Pedir sabiduría a Dios en oración es otra forma de tomar buenas decisiones, reconociendo que tú no lo conoces todo, que Dios sí y si le pides que te muestre la salida correcta de una situación El te dará luz en ese tema.

c) Rodearte de personas que tengan una conocida manera de vivir o reputación correcta de acuerdo a lo establecido por Dios, las cuales si dan un consejo será también manteniéndote dentro de esa voluntad revelada por Dios en la Biblia.

Estos 2 puntos anteriores, nunca irán en desacuerdo con lo que la Biblia enseña. Alguien dijo que la Biblia es más actual que el periódico de mañana en la mañana, tan es así que en ella se narran sucesos relacionados con la venida de Cristo 7 siglos antes de que sucedieran, y esperamos que otros ya anunciados acontezcan en el futuro. Esto es porque es el libro inspirado por Dios.

Autor: Violeta García

Imagenes